viernes, 25 de junio de 2010

Tanto creo en ti.....

“En el duelo de tu amor yo tengo un huerto de manzanas

acrobacia en verde fuego desde el día en que te vi

rozas dobles

dobles horas

a través de las historias

tanto creo en ti

tanto creo en ti……”

(Manuel García)

En una extraña noche con tintes de mañana ineficaz, supe la historia de fabulas en días lluviosos y tristes…………mentira……….y es que tristes eran los colores petrificados de la hiperrealidad de aquello que nos dijeron que sería lo bello, lo alegre, cuando nos dibujaron el miserable cuadro de cómo debíamos sentirnos, nada más falso de la verdad. Y si, hablo de verdad, negándome a lo relativo, pues los héroes de esta fabula no son otros, no pueden ser sino únicos.

Hijos de la particularidad, herederos de la racionalidad sentimental, de la muerte ineficaz, pues, la trascendencia camina como su sombra, una amable, tan oscura como la nada que todo lo posibilita, potencia de la incertidumbre creadora y libre

Pájaros de esta tierra, capaces de ver la gota milagrosa y fértil de un cielo olvidado por muchos e ignorado por tantos.

Quien sabe lo que es el destino, sin embargo esa incertidumbre ansíogena, tan extraña para tantos, de nada vale, es muerta e ineficaz para este par de eruditos sentimentales, extraños seres, retoños de la lógica nueva, capaces de entender que el cielo……….el cielo seguirá ahí, en el mismo lugar que suelen tocar de cuando en cuando, de cuando en vez, y la tierra…….en la tierra no hay nada escrito, solo huellas de un camino que no existe, sino por ellos, construido en cada paso con formas de manzanas, Morrison, Coldplay y utopías próximas.

Dedicado a mis hermosos amigos.....................

4 comentarios:

: pomme : dijo...

" capaces de coincidir en amistades con personas que hacen particularmente feliz el lugar aquí-ahora transitado".
Un abrazo! te quiero mucho amigo mío
=)

Javiera dijo...

(=
que agradable texto señor ovando!

Claudio dijo...

como escuche por ahí, gracias por ser....

las quiero

"Rodolfreud" dijo...

Lo emocionante que es comprobar cada día las nuevas sorpresas y aventuras que nos pueden encontrar, es un Epojé máximo e infinito dentro de la finitud del momento (de éso consta la felicidad creo yo, de hacer eterno lo contextual que nos hace snetir plenos)...
Feliz de saber que la sorpresa agradable de hoy fue algo subyacente y quizás no explicitado, pero sentido por un muy querido "compañero existencial" al cual siempre, (pese a no explicitárselo siempre) le agradezco día a día por Ser...
Un abrazo estimado amigo!